Oxapampa

La experiencia de calidez y naturaleza pura.

En nuestro refugio hacemos cosas como nuestros ancestros hace 150 años. Utilizamos productos naturales que no necesitan una etiqueta porque la forma en que los obtenemos no ha cambiado.

Una vez en nuestras manos utilizamos las recetas tradicionales traídas de Europa ahora adaptadas con los productos de los valles de Oxapampa y Pozuzo.
Pero no es solo la comida. Cuando llegaron los colonos vivían de manera sostenible. Usaron todo lo que tenían pero no tomaron más de lo que necesitaban de la naturaleza.
Las generaciones posteriores hicieron un uso irracional de los recursos naturales mediante la tala de bosques, la caza y la pesca en exceso y la contaminación de importantes fuentes de agua.

Hoy, somos conscientes de este problema y, con el mismo espíritu que los primeros pobladores, nos enfocamos en tomar acciones que estén a nuestro alcance para contribuir con un grano de arena para lograr un desarrollo sostenible.

Ubicación

Oxapampa se ubica en la parte central de Perú, en la margen derecha del río Huancabamba, a una altura de 1,814 metros sobre el nivel del mar y se compone de 7 distritos: Oxapampa, Villa Rica, Chontabamba, Huancabamba, Pozuzo, Puerto Bermúdez y Palcazú.

Su fundación se remonta al 30 de agosto de 1891, cuando un grupo de alemanes y tiroleses llegaron desde Pozuzo guiados por el colono Enrique BottgerTreu, hijo de padres alemanes.

La historia de Oxapampa

La historia de Oxapampa se remonta al año 1855, cuando el barón alemán Damian von Schütz-Holzhausen firmó un contrato con el gobierno del general Ramón Castilla para colonizar la jungla peruana y se embarcó en el velero Norton a un grupo de 200 tiroleses y 100 alemanes. . Tenían la esperanza de un futuro mejor, ya que en esos días había una difícil situación económica en los Alpes de Europa.

Poco antes de abandonar el puerto de Rotterdam en Holanda, el párroco Joseph Egg celebra el matrimonio de 23 parejas, entre lágrimas, risas y la música de los acordeones, comenzó esta aventura que duró cuatro meses en el mar. Desembarcaron en el puerto de Callao para luego trasladarse a Huacho y cumplir una orden de cuarentena.

Le sorprendió mucho saber que el gobierno peruano no cumpliría sus promesas, pero guiado por el padre Joseph Egg decidió continuar el largo viaje a través de los Andes y la jungla, donde muchos inmigrantes murieron por agotamiento y falta de alimentos. Sin embargo, un grupo de 170 personas llegó en julio de 1859 al valle de Pozuzo. Algunos de ellos luego deciden colonizar los pueblos vecinos de Oxapampa, Huancabamba y Villa Rica.

SUBIR